Madeira

Además de la isla principal, la más grande y más poblada, el archipiélago de Madeira incluye la isla de Porto Santo en el noroeste, dos grupos de islotes deshabitados, las Islas Desiertas y las Islas Salvajes. Madeira es un paraíso subtropical de origen volcánico, con suelos formados por lava y cenizas, completamente diferente de los suelos de Portugal continental. Con una temperatura regular agradable, la isla es una verdadera atracción durante todo el año.

Hoy en día la gente aprovecha toda la tierra disponible para el cultivo del plátano, flores y uvas, aunque el turismo sea la actividad principal. La isla es visitada por los apasionados por caminadas, conocedores de plantas y los amantes del sol, mientras una inmensa playa de arena dorada con más de 7 km y un clima suave y más seco que en Madeira atraen los turistas a Porto Santo.

El archipiélago de Madeira incluye los siguientes condados: Calheta, Câmara de Lobos, Funchal, Machico, Ponta do Sol, Porto Moniz, Porto Santo, Ribeira Brava, Santa Cruz, Santana, São Vicente. 

 

Artesanía

De la artesanía de Madeira, muy rica  en su diversidad, se destacan los famosos bordados, algunos instrumentos musicales, con énfasis en el “brinquinho”, cestas, sombreros de paja o palmitos y botas típicas. Los bordados son un de los principales recursos de la isla. Las piezas de mimbre también están en alta demanda y tienen una larga tradición, con sus múltiples usos, como los típicos coches de cestas tirados por los locales que llevan sombreros de paja.
La artesanía también se refleja en el “bailinho da Madeira”, un baile local, que se acompaña del “brinquinho” y el traje tradicional que incluye las botas típicas que le dan un toque especial a la danza.

 

Para visitar

Pico de Areeiro

Mercado de los agricultores – Funchal

Jardín Botánico – Funchal

Curral das Freiras

Paseos en Rabaçal

Casas típicas de Santana e Porto da Cruz

Playa de Porto Santo



Carrito  

Sin producto

Transporte 0,00 €
Total 0,00 €

Carrito Confirmar